News

CULTIVANDO INTELIGENTEMENTE: LA REVOLUCIÓN VERDE DE LOS DATOS

CULTIVANDO INTELIGENTEMENTE: LA REVOLUCIÓN VERDE DE LOS DATOS

Por Mike Stern
Presidente y COO, The Climate Corporation

(Originalmente publicado en Hablando Claro)

En la década de 1940, la primera ola de lo que ahora se llama la Revolución Verde, trajo avances significativos en el mejoramiento de las plantas. Esta época fue seguida rápidamente de nuevas oleadas de innovación en mejora genética avanzada y biotecnología, lo que ayudó a reducir el riesgo y aumentar la producción de alimentos.

Desde entonces, ha habido muchos avances en la agricultura. Entre los más significativos se encuentra la forma en que Smartphones y tabletas están poniendo el poder de la ciencia de los datos en manos de los agricultores, para ayudarles a optimizar sus cosechas gracias a un uso más eficiente de los recursos. Estos dispositivos se han convertido en una parte tan grande de nuestra vida cotidiana que es difícil creer que sólo existan desde hace menos de una década. Estamos empezando a darnos cuenta de su potencial para mejorar la forma en la que los alimentos llegan a en nuestras mesas.

A través de The Climate Corporation, una división de Monsanto, ayudamos a los agricultores a usar los datos para tomar decisiones más informadas sobre sus operaciones, mediante la medición y la entrega de información sobre las condiciones del suelo, el terreno y el clima. Estas decisiones ayudan a los agricultores a ser más productivos en cada hectárea de tierra, utilizando los recursos de manera más eficiente y obteniendo el máximo rendimiento de cada cosecha. Creemos que, a través de la ciencia de los datos y la disponibilidad de las tecnologías digitales, estamos en la cúspide de otro punto clave en la agricultura: la “Revolución Verde de los Datos”, que marcará el inicio de la agricultura del futuro impulsada por los datos.

CZ4-u-eWkAAc6we.jpg-large

Hay dos cosas importantes que se deben saber sobre cómo la tecnología inteligente y la Revolución Verde de los Datos pueden ayudarnos a conseguir los alimentos nutritivos que queremos y necesitamos, mientras se usan las mismas o menos hectáreas de cultivo que utilizamos hoy en día.

  • Los datos ayudan a los agricultores a mejorar sus cosechas: pueden ser utilizados para crear modelos predictivos que ayuden a los agricultores a optimizar las decisiones de cultivo durante toda la temporada. Unas decisiones más informadas conducen a una mejora de la productividad agrícola y de las cosechas. Esto aumenta la capacidad de los agricultores para cultivar suficientes alimentos con los que alimentar a una población mundial que se espera, llegue a más de 9.000 millones de personas en 2050.
  • Los datos permiten tomar decisiones mejores para el planeta: igual que tú y yo podemos comprobar el tiempo mediante nuestros teléfonos, los agricultores pueden utilizar la tecnología basada en webs y aplicaciones para tomar decisiones como cuándo sembrar, cuánto fertilizante aplicar y qué semillas usar en diferentes partes del campo para obtener el mejor nivel de producción. Este acceso a los datos, les sirve de ayuda a los agricultores para obtener el máximo provecho de cada hectárea y lograr mejores resultados en sus cultivos y en nuestro planeta.

Para saber más acerca de cómo estamos ayudando a los agricultores a usar los datos y otros productos y servicios para crecer de manera más sostenible, echa un vistazo al Informe de Sostenibilidad para el Año 2015: Growing Better Together.